viernes, 23 de mayo de 2008

Un día en el Henares (2/35)


La alegría de Anayú

Y es que cuando se ríen casi ni pueden ver porque todas las que tienen los ojos como Anayú se ríen con las mismas ganas. Aprietan. Se ríen con toda la felicidad.

Cuando un hijo viene de muy lejos, no sólo lo traemos sus padres. Lo hacen también los hermanos, la familia, el entorno, el cole, sus profes y sus compañeros.

Por eso Anayú se ríe así, con toda la boca abierta, como se ríen todas las que tienen los ojos como ella.

Y dejo de escribir este pie de foto porque se me caen las lágrimas.

Ángel Expósito
Director de ABC

1 comentario:

Anayú Serón Reyes dijo...

Me gustaría saber la historia de Anayú.
Atte,

Anayú Serón Reyes

Miguel Berrocal

"Cada cosa tiene su belleza, pero no todos pueden verla".

Confucio

551 AC-478 AC. Filósofo chino