lunes, 19 de febrero de 2007

Octavo mandamiento de la ley de Dios

8. No dirás falsos testimonios ni mentirás.
(Algunos se están condenando)

2 comentarios:

francisco seco dijo...

jejejeje, éste no será unos de los carteles de la cope, ¿no? Tienen menos verguenza.....
un abrazo miguel

Ana Sofía dijo...

Hola MIguel, soy Ana Sofia, ya cambié mi blog como tu me dijiste y yo tambien lo veo mucho mejor asi, gracias.
Creo que tu blog es el más bonito, elegante y alucinante que he visto.
Meparecen unas fotazos, ojala yo pudiera tener esa vision, o imaginacion, que creo, que es lo mas importante y lo mas dificil de conseguir.
Relamente sorprendida, te seguiré.
Anita

Miguel Berrocal

"Cada cosa tiene su belleza, pero no todos pueden verla".

Confucio

551 AC-478 AC. Filósofo chino